Regresar al Inicio  
Cuentas Corrientes

¿Qué es una cuenta corriente bancaria?
 

 
La cuenta corriente bancaria es un contrato entre un banco y una persona en virtud del cual el banco se obliga a cumplir las órdenes de pago de su cliente hasta concurrencia de las cantidades de dinero que hubiere depositado en ella o del crédito que se haya estipulado. No existe inconveniente legal para que dos o más personas abran una cuenta conjunta en un banco, estando habilitados para girar conjunta o indistintamente según se acuerde.
¿Cuáles son las principales características de una cuenta corriente?
La cuenta corriente es un contrato basado en la confianza, en virtud del cual una persona elige un banco determinado y éste la acepta como cliente. La firma del contrato se realiza en un formulario pre-redactado por el banco y estandarizado que establece las condiciones generales de la cuenta corriente. Los bancos están autorizados para cobrar tarifas por la cuenta corriente. El monto de las tarifas es determinado por cada banco libremente, cumpliendo con la normativa aplicable en esta materia.
¿Cómo procede el titular de una cuenta corriente bancaria a su cierre?
La cuenta corriente bancaria puede cerrarse por decisión unilateral de su titular en cualquier momento. Sin perjuicio de lo anterior, es conveniente que el titular de la cuenta corriente bancaria antes de comunicar su decisión de cierre al banco verifique que no existan cheques cuyo cobro esté pendiente o en su defecto provisione los fondos suficientes para su cancelación. Asimismo y en caso que se hubieren contratado pagos automáticos de cuenta con cargo a la cuenta corriente bancaria que se pretende cerrar, es aconsejable ponerles término en forma previa. Ahora bien, es recomendable que el titular comunique en forma escrita la decisión de cierre al banco, preferentemente en la sucursal donde abrió su cuenta corriente bancaria, conservando una copia timbrada por éste hasta que finalice el proceso de cierre.
¿Cuáles son las principales características de una cuenta corriente con pago de intereses?
Para que el cuentacorrentista pueda acceder al pago de intereses pactado con el banco a través del contrato de cuenta corriente respectivo, debe mantener disponible en ésta un saldo promedio mensual mínimo indicado en el contrato. La tasa de interés ofrecida por el banco debe estar expresada en términos anuales (360 días). Ésta se aplica sobre los saldos promedio disponibles en cada mes y los intereses correspondientes se abonan al inicio del mes siguiente a aquél en que fueron devengados. Los bancos pueden modificar la tasa de interés pactada. En todo caso, si disminuyen la tasa de interés pactada, deberán avisar a los respectivos cuentacorrentistas a lo menos con cinco días de anticipación a la fecha en que empiece a aplicarse la nueva tasa. El aviso en este caso pueden darlo por carta, correo electrónico o mediante anuncios destacados en los lugares en los que habitualmente se atiende a estos clientes.
¿Qué es el sobregiro de una Cuenta Corriente?
Los sobregiros en una cuenta corriente bancaria corresponden a todos aquellos giros efectuados en la cuenta sin que existan fondos disponibles, constituyendo, por lo tanto, créditos que el banco librado concede al comitente. Estos sobregiros pueden obedecer a una modalidad de crédito previamente acordada con el titular de la cuenta corriente (sobregiros pactados), o bien, pueden originarse por una contingencia o una operación especial, sin que al comitente le asista un derecho contractual para sobregirar la cuenta (sobregiro sin pacto previo).